La Magia Natural

La Magia Natural es un tipo de magia que se ocupa de los poderes mágicos de sustancias físicas como piedras, hierbas, resinas, perfumes y metales. Esta magia es menos polémica que la magia ritualista. Incluso se ha practicado abiertamente. Esta magia se deriva de un enfoque que combina y sigue las enseñanzas de la magia pagana y la Wicca.

La Magia Natural tiene un principio rector que indica, como es arriba, es abajo. La creencia es que cada objeto en este mundo material representa los poderes espirituales y astrológicos.

Un wiccano practicando esto y usando estos materiales dispersa o concentra poderes particulares de los niveles superiores del ser. Por ejemplo, una hierba o una piedra que se asocia con el sol se infunde con energías mágicas del sol. Cuando esta piedra es llevada en el cuerpo o la hierba colgada en la pared, traerá esas energías hacia una situación específica.

La Magia Natural fomenta al individuo a establecer su propio nivel de participación, así como la libertad de practicar dentro de su propia zona de confort. Esto, por lo tanto, permite a los que la practican hacerlo fuera de un Aquelarre y a su propio ritmo y tiempo.

La práctica y la filosofía que la Magia Natural utiliza están estrechamente relacionadas con la medicina y la astrología. Este tipo de magia permite a los que la practican experimentar una dimensión completamente esclarecedora, nueva y liberadora en su vida y la forma en que quieren vivirla.

Se les enseña a los practicantes de la Wicca a practicar esta magia como una forma de vida. Es, por lo tanto, una forma saludable de magia que difiere de la magia tradicional.